Las joyas, una tradición egipcia

Las joyas egipcias

Las joyas son objetos muy bellos y muy codiciados por las mujeres de todo el mundo y de todas las culturas. Las joyas son adornos que las personas usan. Estos objetos de culto y que han sido tan codiciados a través de los tiempos, poseen una historia que se remonta a días muy lejanos a los nuestros. Ya en tiempos de los antiguos egipcios, se conocían muchos de los tratamientos que hoy en día se siguen utilizando para el tratamiento y ornamentado del oro. Esta civilización ha creado innumerable cantidad de joyas, algunas de las cuales se conservan hasta hoy en día en inmejorable estado. Los egipcios generalmente trabajaban con plata y con oro e incrustaban en estos materiales cantidades inmensas de piedras preciosas como por ejemplo la coralina, el jaspe, la turquesa, la amatista y el lapislázuli entre otras.

El arte egipcio ha producido durante toda la vida de esta gloriosa civilización, una gran cantidad de joyas exquisitamente bellas. Algunas de las principales joyas que se conservan de aquellos tiempo son: diademas, anillos, brazaletes, pectorales, collares, etc. Uno de las joyas más populares de la época eran los anillos decorados con símbolos religiosos como por ejemplo: la flor de loto, el halcón, la serpiente, el ojo, el escarabajo, etc. Dentro de las tumbas egipcias se han encontrado infinidad de joyas. Algunas de ellas eran adornos personales, otras eran ofrendas. Muchas de estas piezas se encuentran hoy en días en el Museo de El Cairo. Las joyas se clasifican en dos clases: por un lado se encuentran todas aquellas joyas no metálicas y por otro lado se encuentran las joyas metálicas. Las joyas que no poseen metal en su composición son las piedras preciosas mejoradas. Las piedras preciosas son encontradas, limpiadas y, luego se les realiza un fino proceso de tallado de excelente calidad y precisión. Si en este proceso, la piedra no sufre ningún detalle ni se salta, el joyero puede incrementar su valor. El valor de estas joyas se mide de acuerdo a varios factores como por ejemplo el peso, la pureza del material, el color de la piedra, la talla de la pieza. El tipo de gema determinará en su mayor parte su valor. Las joyas metálicas son todas aquellas joyas cuyo material constituyente es metálico.

Metales para la elaboración de joyas

Los principales metales que se utilizan en la elaboración de joyas son el oro, la plata y el platino. En este caso el joyero o el orfebre se encarga de transformar esta materia prima metálica en algún adorno como tiaras, anillos, pulseras, cadenas, collares, pendientes, broches, etc. Las joyas, como ya se ha mencionado, se clasifican de acuerdo con el material del que han sido confeccionadas. A continuación se hará referencia a los principales materiales de joyas que circulan por el mundo. El oro es un elemento químico que en la tabla periódica posee como número atómico el 79, su abreviatura es Au (proviene del latín aurum). El oro es un metal de transición que es blando, brillante, amarillo, pesado, maleable y dúctil. Este material es muy blando para ser usado en su estado natural por lo que se le realiza un proceso de endurecimiento aleándolo con plata o cobre.

Estas mezclas son las que generarán los distintos matices de colores con los que conocemos al oro: oro rojo, oro blanco, etc. El oro en su estado más puro se lo conoce en joyería como oro de 24 quilates. Las joyas de oro que poseen una cantidad de quilates inferior a ésta, significa que la pieza posee una cantidad de oro inferior. La plata es un elemento químico cuyo número atómico en la tabla periódica es el 47. Su símbolo de abreviación es Ag (que proviene del latín argentum). La plata es un metal de transición que es de color blanco, brillante, blando, dúctil, maleable. Es el metal que mejor conduce el calor y la electricidad. La plata es uno de los metales que mayor uso tiene en nuestra vida. En la fabricación de joyas es muy utilizada ya que brinda un acabado realmente deslumbrante y sus precios resultan ser un poco más accesibles a los del oro o el platino. En joyería y platería se la utiliza para la creación de artículos ornamentales. El platino es un elemento químico cuyo número atómico en la tabla periódica es el 78. Su símbolo es el Pt. Se presenta como un metal de color blanco grisáceo, maleable, dúctil, pesado y precioso. Se lo utiliza en joyería para piezas muy refinadas ya que su acabado brinda a las piezas un acabado único.

Las gemas son minerales, rocas o materiales petrificados que al ser extraídos pueden ser utilizados en joyería. Antiguamente se dividía y clasificaba a las gemas en dos grupos: las preciosas y las semipreciosas. Dentro de las gemas preciosas, que son las más cotizadas y las más codiciadas, se encontraban cinco grandes grupos que son: diamante, rubí, zafiro, esmeralda y amatista. Hoy en día, esta clasificación no se mantiene tan vigente ya que se consideran a todas las piedras como valiosas y porque el valor de una piedra no siempre está dado por esta clasificación. Otras piedras que son consideradas muy importantes y se utilizan muchísimo en la elaboración de joyas son: ágata, amatista, aguamarina, jade, lapislázuli, ópalo, cuarzo, turquesa y topacio, entre muchas más. La composición química de cada piedra es lo que los especialistas evalúan a la hora de analizar si una piedra es verdadera o se trata de una imitación. Debemos tener mucho cuidado con las piedras imitación que circulan en cada región.